Los pilotos alertan de problemas de seguridad en los vuelos de extinción de incendios por «la improvisación»

 Leer

Los pilotos alertan de problemas de seguridad en los vuelos de extinción de incendios por «la improvisación»

 Leer

Los pilotos considera que la falta de previsión que hay en los dispositivos aéreos de extinción de incendios este verano deriva en un problema de seguridad para los vuelos que se encargan de apagarlos. Así lo ha advertido Copac, el Colegio Oficial de Pilotos de Aviación Comercial.

La Agencia Estatal de Seguridad Aérea (AESA), que es la autoridad aeronáutica del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, modificó la normativa existente que regula los tiempos de actividad y descanso de los pilotos para poder afrontar la emergencia nacional ante los incendios que han asediado España este verano.

Aesa ha introducido una exención en esa norma que permite aumentar las horas de vuelo de 80 a 120, «incrementando la exposición al riesgo de los pilotos de extinción de incendios», explican desde Copac.

Señalan que «los pilotos operan en condiciones muy extremas y complicadas, en las que tienen que estar en máxima alerta», pues operan en circunstancias meteorológicas muy difíciles, con baja visibilidad y tienen que tomar decisiones rápidamente.

Por eso, critican que «se han tomado decisiones improvisadas, dejando la seguridad a un lago», denuncian desde el colegio.

«No es admisible que la falta de tripulaciones de algunos operadores aéreos se intente suplir desde Aesa con exenciones a la normativa», explican.

Aesa deja en la voluntad del piloto aceptar esta excepción, de manera que son ellos los que deciden si trabajan más horas. Esto, considera Copac, «es no tener en cuenta la particularidad de estos pilotos».

«Esto no es un problema de este año» y reducir el tiempo de descanso de un piloto «es un excepción que debe ser una medida excepcional, temporal y de contingencia, que no debe sentar precedente alguno».

Copac agrupa a cerca de 400 pilotos civiles de extinción de incendios, que trabajan para distintas empresas.