El problema de la formación online: El 71% de los empleados españoles no considera que les aporte un valor sustancial

El porcentaje es un 4,4% superior a la media de la Unión Europea. Pese a ello, 3 de cada 4 trabajadores considera este método como el «más beneficioso» para su desarrollo personal Leer

El problema de la formación online: El 71% de los empleados españoles no considera que les aporte un valor sustancial

El porcentaje es un 4,4% superior a la media de la Unión Europea. Pese a ello, 3 de cada 4 trabajadores considera este método como el "más beneficioso" para su desarrollo personal Leer

La sustitución de los programas de formación presenciales por las nuevas vías de teleaprendizaje no convencen al tejido laboral español. El 71% de los empleados españoles no considera que estos cursos les aporten nuevas habilidades sustanciales, tal y como recoge el estudio publicado por Goodhabitz.

Pese a ello, este canal se posiciona como la vía de estudio favorita para los trabajadores españoles entre 25 y 55 años. En concreto, el 75% de los empleados españoles considera que se trata la vía más beneficiosa para «impulsar su desarrollo personal». Dicha tesitura, también la secundan el 91% las empresas, según enuncia el documento.

La razón de esta predilección se encuentra relacionada con el aumento del teletrabajo y el aprendizaje digital. Así, 2 de cada 5 encuestados se decanta por un formato 100% online, la misma proporción que escoge una formación híbrida. En la actualidad, solo 1 de cada 10 cursos que se celebran en España son estrictamente presenciales.

El 82% de los empleados españoles cree que recibir oportunidades de crecimiento (personales y profesionales) por parte de sus empresas influye en su satisfacción laboral y el 86% considera que influye directamente en su bienestar laboral.

«Contar con unos empleados felices es una ventaja competitiva para las empresas. Para conseguirlo, apostar por modelos de formación online, flexibles y divertidos, que ahonden en sus habilidades digitales además de en las denominadas soft skills es fundamental», ha dicho Raúl Redondo, country manager de GoodHabitz en España. «Ante la escasez de talento de la que se aquejan las empresas hoy, saber retener el que ya tenemos es una apuesta segura», ha concluido.

Otros factores que impactan en la selección de una empresa empleadora son los contratos indefinidos (65%), las oportunidades de conciliación (63%) y el ambiente laboral y el salario igualados, con un 62%.